Bayer adquiere Monsanto. ¿Solución o problema?

“Un acto santo” es como el portavoz de Monsanto describe la fusión de las compañías Monsanto y Bayer el miércoles pasado. El portavoz encuentra “difícil de entender como la adquisición de una compañía cuyas semillas ayudan a darles comida al mundo por una compañía cuyos productos ayuda a mantener la salud de todos podría ser nada menos que un acto santo”. El negocio costó a Bayer, una gran compañía farmacéutica de Alemanía, una suma de 66 mil millones en efectivo, convirtiéndola en la adquisición corporativa extranjera más grande de una compañía alemana en la historia del mundo.

bayer-healthcare-north-american-headquarters-in-whippany-new-york_zoomedSegún Bayer, la compañía anticipa ahorrar más de mil millones cada año en esta fusión por eliminar gastos duplicados, quitar trabajos redundantes y participar en negocios más ventajosos con los proveedores. La compañía alegó que con los fondos extras tendrían recursos necesarios para desarrollar herramientas mejores y utilizar la tierra agrícola más eficazmente y de este modo darles comida a una población en crecimiento.

Sin embargo, podría haber muchos efectos adversos también y por eso la mayoría de la gente está sospechosa y descontenta con la adquisición. Uno de los problemas más notables es cómo va a afectar los agricultores.

monsanto_logoBayer es una compañía que trabaja principalmente en las farmacéuticas, pero también trabaja en los químicos, las materiales agrícolas y en la industria de biotecnología. Como consecuencia, es probable que en el proceso de consolidarse, vaya a limitar la competición del marcado y subir el precio. Eso afectaría a los agricultores que ya están observando precios más altos en las semillas y los productos químicos.

Para los mercados y operaciones de las compañías, emonsanto-152587_1280l negocio tendría que ser aprobado por 30 agencias regulatorias por todo el mundo, la agencias antimonopolista entre ellas. Es posible que después del análisis de las agencias, no lo vaya a pasar. Pero si lo pasara, este superpoder poseería más de un cuarto de las semillas en el mundo.

Es más, si esto pasa, ¿cómo reaccionaría Europa, que históricamente y políticamente está muy en contra de los OMG, a la conversión de Monsanto (sinónimo de OMG) en una compañía alemana?

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público.